viernes, 15 de junio de 2007

"OK" Breakfast

Full English Breakfast at OK Cafe, Manchester
foto cortesía de herr kalkun

Una buena manera de comenzar un viernes lluvioso (imagino que muy habitual en Inglaterra, lo de lluvioso, y lo de comenzar el viernes): desayuno inglés en un típico café inglés.

El "OK" ya desde fuera llama la atención, y promete ser un lugar para ponerse al día en cuanto a desayunos, con su cartel luminoso diciendo "All day breakfast served". ¡¡Cielos!!

No es para nada un lugar elegante, ni escogida es su clientela. Unos cuantos borrachos, gentes de caras torvas (mejor no mirarlos mucho, a saber que peligroso negocio tienen preparado), trabajadores camino de la fábrica,... Toda esa gente que Tatcher y la New Labour quisieron que olvidasemos, pero que es el alma del Reino Unido.

Según el canon del "KO", el desayuno inglés es: (dos) salchichas, baked beans (de las peores pasiones de estos britanicos: la salsa es desagradablemente dulce), huevo frito, bacon (Al menos en Manchester, el bacon no es para nada panceta. En USA si toman el mismo bacon que nosotros, pero aquí en Manchester lo que llaman bacon son más bien tiras de magro de jamón, eso sí bastante saladas - y para nada ahumadas), tomate (En otros lugares más sofisticados, tomates frescos salteados en la sartén, en el "OK" son tomates pelados de bote pasados por la sartén pero no demasiado hechos), café (instantaneo) con leche, y lo más importante, unas cuantas tostadas de pan de molde ya bien impregnadas de mantequilla. Una vez esto, ¡Hala! a comer.

Pues eso, el OK Café en Picadilly, Manchester. Para quien se atreva a probar la auténticamente chunga comida inglesa.

10 comentarios:

Anónimo dijo...

A mi me encantan las baked beans... (Tiene que haber de todo en este mundo ;-))
Aunque ese desayuno tira demasiado de latas, teniendo esos mismos ingredientes "na terriña" sería una maravilla.

Que te sea leve la estancia...

Pilar dijo...

Tremendo "almorzo" !! Yo no sería capaz de meter ese mogollón. Con un cafelito y unas tostadas me llega. Quizá a media mañana.....

Un saludo desde Galicia

xmanoel dijo...

Bah, Pilar, tampoco tiene mérito... Ayudan las 10 horas de ayuno. Una duda que siempre me ha desconcertado es que la gente al levantarse no tenga un apetito desmesurado con la de tiempo que ha pasado desde la cena.

Al menos los españoles parece que prefieren desayunar poco. Lo curioso es que los extranjeros desayunan incluso más temprano que nosotros... aunque es cierto que tambien cenan tan temprano.

Por cierto, para estudiar el tema. Los españoles que viven aquí en Inglaterra, al poco rato comienzan a desayunar más fuerte. Creo que el hecho que el buffet del hotel esté incluida en la habitación ayuda...

M João Oliveira dijo...

Hola,
Felicitaciones por la Web page
Vengo invitar vosotros a visitar mio website www.doce-design.com donde encontrarás muchas informaciones sobre workshops de pasteleria creativa
Te seré muy grata si lo puedes divulgar a tus amigos y contactos o en tu blog
Gracias
Maria João

xmanoel dijo...

Buenas mister anónimo...

La verdad me parece extraordinario que a alguien le pueda entusiasmar las baked beans. Esa salsa dulzona que no parece tener nada que ver con el tomate....

La verdad, no me parece mal que guste. Pero yo al menos intento evitar los sabores dulces.

Por cierto, una cosa que tengo curiosidad... ¿los baked beans son siempre dulzones o hay variedades?

Pilar dijo...

XManoel, te diré que yo viví 10 años en N.Y. y mi desayuno siempre fué un café con leche y punto. A las 12 un sandwich y a las 3 cuando llegaba a casa, hacía la comida del mediodía como en España. Las costumbres "buenas" no hay que perderlas estés dónde estés!!

xmanoel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
xmanoel dijo...

Por cierto la ausencia de desayuno no se de donde sale, porque en casa de mis abuelos se desayunaba fuerte: papas, pan mollado en leite, chourizo cunhas tronchas de molete,...

De hecho siguen teniendo un desayuno bastante sustancioso.

Anónimo dijo...

Puse 'cocina gallega y los ingleses' en el Google y aqui estoy, pues. Muy interesante el blog, enhorabuena. A mi, Las Baked Beans de Heinz me traen reminiscencias de la infancia, de llegar del 'cole' en invierno y tomarlas encima de tostadas con abundante mantequilla irlandesa, y una taza de té bien caliente.
El Marmite es otra cosa.
Se introdujo para darle un 'boost' vitamínico a la generación de niños nacidos durante la posguerra, cuando todavia existía el racionamiento de los alimentos. Era un Reino Unido gris, en ruinas, empobrecido y al borde del colapso. Los Beatles y los Rolling salieron de todo aquello.
No creo que los niños de hoy lo coman.
Comerán cosas peores, fijo.
El chef de TV Jamie Oliver ha intentado cambiar todo eso, pero lo tiene muy, muy dificil.
Por desgracia, son dos generaciones que han crecido comiendo mierda pura.
Y hablando de costumbres,
yo soy partidario de eso de 'por donde fueres, haz lo que vieres. Al principio, un café con leche con algo de bollería me pareció una forma muy pobre de desayunar, pero ahora lo prefiero mucho mas.
Tambien he cogido la costumbre de comer algo contundente sobre las 2.30 y cenar algo ligerito sobre las 10.30.
Requiere practica, pero al final se consigue.
Aquí se vive MUY bien.
Saludos,
Mac
Pontevedra.

xmanoel dijo...

Buenos días Mac (pena que no hayas dejado el nombre). Bueno, va otro voto más a favor de las baked beans (ugh!). Por lo que veo tienen cierto éxito.

En cuanto a lo del Marmite. Supongo que se esta perdiendo la tradición, pero al menos te puedo confirmar que he podido encontrar Marmite en el buffet de hoteles (en Manchester y Londres). Y en las tiendas se encuentra muy fácil.

Eso sí, tengo que admitir que la única persona a la que haya visto tomar Marmite he sido yo.