miércoles, 2 de noviembre de 2011

Comer@Lyon: el plato del día

Leyendo mis dos anteriores post sobre la comida en Lyon da la sensación de que me parece un sitio horrible para comer, cuando en realidad es todo lo contrario. Por mi experiencia, casi cualquier sitio en Lyon es garantía de una buena comida y un servicio agradable. Los precios no son baratos (un plato con bebida y postre puede salir aproximadamente por 20€) pero la calidad es excelente en la gran mayoría de locales de la ciudad.

Normalmente los restaurantes que abren para comer a mediodía ofrecen el plat du jour, que es una alternativa para comer algo más económica. Son platos de cocina de mercado, bastante variados, bien elaborados y en raciones generosas. Hoy por ejemplo el plat du jour del Pepperoni era tartar de ternera con patatas y ensalada:


Además se suele ofrecer una carta relativamente corta (entrantes, ensaladas, cuatro o cinco platos de carne y algún pescado) como alternativa para quien decida no tomar el plat du jour. A mí me parece un acierto, porque facilita que la calidad de los platos que se ofrecen en la carta sea homogénea. La apuesta es que el cliente se fíe del cocinero, establecer una especie de complicidad en la que el cliente va a comer el plat du jour con la seguridad de que le va a gustar pero ofreciendo el resto de la carta para quien no le guste o no le apetezca.

La oficina en la que trabajo está en el distrito 6 de Lyon. Tenemos un tiempo bastante limitado para comer por lo que solemos quedarnos por la zona, variando bastante los sitios a los que vamos y tratando de probar locales nuevos. La calidad media es muy alta, y así a botepronto se me ocurren varios sitios con un excelente menú de mediodía:
  • Pepperoni: un restaurante italiano donde además de un cuidado plat du jour se puede tomar un risotto realmente delicioso.
  • Chez Moi: el sitio es realmente pequeño y está siempre lleno, pero merece la pena ir. Ponen mucho cuidado en escoger la materia prima, cambiando la carta cada poco para adaptarse a los cambios de temporada y escogiendo siempre un plato del día de mucha calidad a un precio asequible para la media de la zona.
  • Les Garçons Bouchers: son especialistas en carne y el plat du jour no se sale del guión. Sirven unas hamburguesas muy buenas, con una carne muy sabrosa cocinada en su punto.
  • Parc Avenue: mi favorito de la zona. Además del plat du jour suelen tener algún plato de pescado (un poco más caro pero lo van variando por días, según lo que haya en el mercado), siempre ofreciendo un producto de calidad y cocinado sin muchos condimentos, una cocina muy "natural". Además el sitio es agradable y los camareros son muy amables.
En contraste con el plat du jour francés, en España estamos acostumbrados a un menú más contundente, dos platos y postre, y a escoger entre más variedad de platos. Personalmente creo que eso va en contra de la calidad: es imposible ofrecer una enorme oferta de platos de una gran calidad, por lo que en Lyon (y en toda Francia, según creo) han optado por reducir mucho la variedad de los menús para ofrecer al cliente una comida mejor. Así que entre la gente que solemos viajar a Lyon se ha instalado el debate de si funcionaría un sitio de plat du jour en España, si la gente estaría dispuesta a renunciar a sus dos platos y postre a cambio de algo un poco más elaborado. ¿Vosotros qué pensáis?

4 comentarios:

Xose dijo...

Nosotros al lado del trabajo tenemos la opción de cambiar lo de los dos platos del menú por uno sólo: la gente escoge esto como opción mayoritaria. Vale, no es el ejemplo correcto, porque en realidad lo hacen porque es un poco más barato. Pero además todo el mundo comenta que los dos platos les parece demasiada comida.

Ya llevandolo a otro punto de vista ... yo siempre pensé que la gente preferiría un poco más la calidad a la hora de escoger la comida.

Por desgracia mayoritariamente mis experimentos me dicen que no es un criterio muy mayoritario. La gente parece preferir: precio, cantidad, rapidez y cercanía.

De todas formas si es de manera excepcional, alguna vez a la semana la gente parecía aceptar ir a un sitio un poco mejor y un poco más caro y un poco más escaso y un poco más lejano y que tardasen un poco más. Así que quiero seguir pensando que dentro de la practicidad y despreocupamiento habitual de cada uno de nosotros, siempre hay una pequeña parte que le apetece algo especial.

Polo dijo...

Yo por la experiencia que tengo comiendo fuera de casa en España a la gente le parece mucha comida dos platos, pero todo el mundo los acaba pidiendo.

Xose dijo...

No entiendo bien ¿quieres decir que la gente sigue tomando dos platos?

Me sorprende porque nosotros en Manchester, casi todos nos pasamos al menú reducido al estilo inglés supongo que en parte para mantener el horario de los ingleses que comían en media hora. Y la verdad es que todo el mundo parecía contento de ello.

Polo dijo...

Sí, al menos por mi experiencia sí. De hecho, en la última época en la que comí fuera de casa estaba en un cliente en el que había comedor de empresa. Tenían tanto menú como medio menú, y te aseguro que la inmensa mayoría de la gente (mis compañeros de proyecto incluidos) iban a por los dos platos.